Búsqueda personalizada
 
 
 
 
Acuicultura
 
 
 
 
 

La acuicultura es el cultivo controlado y la cosecha de plantas y animales acuáticos. Se incluyen peces, reptiles, anfibios, crustáceos, moluscos, plantas y algas destinados para alimento, para recreación, estudio o para su conservación y protección.

Hay una gran similitud entre la agricultura y la acuicultura, en ambos casos se pretende cubrir las demandas alimenticias de una población mundial en crecimiento y con recursos naturales limitados.

 

 

La acuicultura, como actividad productiva, posee una larga historia, habiéndose iniciado en China alrededor del 500 AC y por tradición agrícola, basada en el cultivo de peces. Por otra parte en Japón, por ejemplo, los moluscos bivalvos, se cultivaban desde el 745 DC. Como actividad práctica, abarca actualmente el cultivo de todas las especies de animales y vegetales relacionadas al agua, directa o indirectamente, por su reproducción, invertebrados y vertebrados entre los animales; algas y plantas superiores entre los vegetales. El primer “Tratado del cultivo de la carpa común” fue escrito en China, en el año 450 DC y los primeros cultivos de esta especie estuvieron ligados a la producción de la seda, utilizándose las heces del gusano de la seda como alimento para los peces. Hoy en día, la carpa sigue siendo el pez de agua dulce más cultivado a nivel mundial, con tecnologías muy avanzadas en algunos casos o con simples tecnologías que permiten aumentar la ingesta en proteínas, de familias rurales.
La piscicultura, fue y sigue siendo, la rama más importante de la acuicultura, aunque sin embargo, recién a partir de las décadas del ´60 y ´70 se le confirió mayor atención, con la obtención exitosa de las primeras propagaciones artificiales de varias especies de peces y posteriormente, de camarones marinos y otros organismos. A partir de 1974, es que Occidente comienza a interesarse seriamente por este tipo de producción. Las investigaciones, permitieron además un rápido desarrollo en el cultivo de otras especies similares y jugaron un papel muy importante en la producción del alimento de origen acuático.
Después de la II Guerra Mundial, los países de la Región del Indo-Pacífico, Taiwán y Filipinas especialmente, ya cultivaban en forma más intensiva numerosas especies, con tecnologías más desarrolladas, utilizando sus producciones para abastecimiento de proteína a sus mercados locales. Esta producción estaba basada principalmente en el cultivo de varias carpas, tilapias y moluscos, capaces de producir grandes cosechas, con relativamente bajas inversiones.
En la década del ´80 comienza, lo que podemos denominar como la “nueva era de la acuicultura” en el mundo, con el empleo de mayores densidades de cultivo, de dietas formuladas especialmente para peces y camarones y el inicio de una producción de especies de mayor valor en el mercado, con un notable aumento además, de la producción de algas marinas, sumándose a China, la producción actual de Chile. Así fue como se inició y se desarrolló con continuidad, una investigación que permitió a medida que avanzaba el tiempo, el desarrollo de tecnologías para cultivo de varios crustáceos, como el camarón de agua dulce, Peneidos marinos, de numerosos peces, ranas, yacaré, junto a algas marinas y peces ornamentales, llegando hasta nuestros días con un crecimiento muy alto, especialmente en China que es la mayor productora mundial de productos de la acuicultura con numerosos organismos de agua dulce, salobre y marinos. Estas contribuciones, consideradas claves para la historia reciente del desarrollo acuícola, condujeron al aumento de esa producción, desde un 14% hacia mediados de 1980 hasta un 27,6% hacia fines de la década del ´90.
Dentro de Europa, los romanos iniciaron el cultivo de ostras hace más de 2.000 años, recolectándolas con pequeña talla en el mar y colocándolas en sitios seleccionados por sus aguas, donde las cultivaban realizando su “engorde”. En Europa Central y Occidental, el cultivo de los peces fue desarrollado desde la Edad Media, en particular la carpa, en los monasterios. Desde esta área, los cultivos se expandieron hacia la región del Este de Europa. Posteriormente, se inició el cultivo de la trucha arco-iris, de la trucha marrón y fontinalis. Ya en el siglo XIV, el cultivo de trucha se estimulaba en Francia y era realizado por los monjes, inclusive procediendo a la fertilización artificial de los huevos. Modernamente, al disponerse de tecnologías desarrolladas para numerosas especies de peces, crustáceos, algas y otros organismos de importante valor comercial, incluyendo los de acuicultura marina, que no habían sido desarrollados hasta el siglo XX, se aumentó notablemente la producción, en casi todos los continentes y en forma intensiva, especialmente en jaulas suspendidas, para el caso de los peces, sobre todo en la región de América Latina. Por su lado, Estados Unidos, que inició su desarrollo en la década del ´60 a nivel comercial con su especie de catfish americano, ha avanzado en esta producción en forma sensible y sostenida, además de otras en el área continental, ligadas en forma importante a la agricultura y últimamente, en la producción de tilapia, aunque por razones climáticas no sobrepasa las 9.000 ton/año. En este caso, le suma valor, comercializando la especie, en vivo. La tilapia es actualmente el segundo pez, de aguas dulces más cultivado en el mundo, después de la carpa.

 
 

Comenzó en los inicios del siglo xx con la introducción al país y la siembra de especies de Salmónidos, para el desarrollo de pesca deportiva. Alrededor de la década del ’70, se inició el cultivo de la trucha arco-iris en forma artesanal, con fines de consumo. En la década del ‘90, comienza a darse el establecimiento de una actividad intensiva, de corte semi-industrial, con la apertura al cultivo de los embalses hidroeléctricos situados en el norte de la Patagonia.
Posteriormente, surge el desarrollo de cultivos en jaulas flotantes y en estanques, con especies de clima cálido – subtropical, como langosta de agua dulce, pacú, tilapia y carpa herbívora.

 
 
       

¿Quienes somos?

Condiciones de uso

Publicidad

Privacidad de la informacion